¿eres mayor de edad?

Disfruta de un consumo responsable

LOS MÁS PRESTIGIOSOS CHEFS DE PESCADO Y MARISCO DE UK VISITAN LA CASA DE MAR DE FRADES
Mar de Frades
Mar de Frades

LOS MÁS PRESTIGIOSOS CHEFS DE PESCADO Y MARISCO DE UK VISITAN LA CASA DE MAR DE FRADES

17 de Noviembre 2016

Con la llegada de noviembre ponemos fin a los meses de vendimia. Toda nuestra añada ya está reposando en nuestros depósitos durante los meses de invierno y estará lista para salir al mercado a partir de marzo, pero antes unos amigos muy especiales nos visitan en casa.

Ultimando vendimia con chefs de Reino Unido

Reconocidos chefs y sumilleres de Reino Unido nos han querido acompañar en el cierre de vendimia para poner punto y final a un gran año de vendimia 2016. Nuestros amigos pueden por fin cumplir su sueño de visitarnos en Bodega. 

Mitch Tonks y Mat Prowse

 

Socios de dos de los restaurantes de pescado y marisco más reconocidos de InglaterraThe Seahorse y the RockFish. Mitch y Mat se han convertido en dos de los chefs más respetados y con mayor conocimiento de seafood de Reino Unido. Fue Mitch quien hace más de 20 años descubrió la icónica botella de Mar de Frades en un tradicional mercado de Barcelona. Desde entonces es su vino cabecera en su cadena de restaurantes.

Tim McLaughlin y Diego Muntoni

El carismático y sonriente Tim McLaughlin, fue el sumiller, que de la mano de Mitch Tonks, comenzó a distribuir el vino Mar de Frades en Inglaterra; y Diego Muntoni, nacido en Oristano, una región de la isla de Cerdeña, Italia, es un prestigioso sumiller de Inglaterra, cuya pasión por el vino comenzó a sus 16 años

 

Todos ellos son verdaderos enamorados de Mar de Fradesque han querido visitarnos y vivir en primera persona la experiencia de pasar unos días donde nace la magia.

Una experiencia única donde nace Mar de Frades

La experiencia comenzó con un paseo por la Ría donde se les explicó el cultivo del mejillón, entre otras exquisiteces autóctonas de la zona. Nuestros amigos pudieron degustar su sabor recién extraído del agua y cocinado en el propio barco, todo ello por supuesto regado con Mar de Frades. Buen tiempo, mejillones recién cocinados y Mar de Frades. Un maridaje perfecto.

La visita a la bodega Mar de Frades no se hizo esperar, y una vez abandonaron el barco, comenzó el viaje a la historia de este Albariño. Paula, nuestra enóloga, les explicó el origen de la uva y las características de este terreno salino que hacen inconfundible y único nuestro vino. Fue allí donde nuestros invitados pudieron recoger con sus propias manos la uva Albariño de nuestra Finca Valiñas.

Los invitados disfrutaron de una visita a la Bodega donde se les explicó el proceso de elaboración del vino Mar de Frades, y pudieron degustar los mostos de esta añada 2016 de los propios depósitos de la bodega.

Ya entrados en la hora del aperitivo, Mitch y Match, con la ayuda de una experta cocinera de marisco, prepararon un delicioso aperitivo de ostras y percebes. Un delicioso manjar regado por nuestro refrescante Mar de Frades y nuestro espumoso Brut Mar de Frades.

Un maridaje inesperadamente único

Fue en este momento cuando descubrimos una extraordinaria y singular forma de degustar ostrasEl sumiller Diego Muntoni, nos sorprendió al mezclar la ostra con nuestro espumoso Brut Nature de Mar de Frades, resultando un sabor único e inesperado. La acidez del Brut Mar de Frades con el intenso sabor y frescor de la ostra maridan a la perfección. ¿Qué os parece esta nueva forma de degustar el molusco más preciado? ¿Os atreverías a probarlas?. Sin duda os lo recomendamos.

Una vez finalizado el aperitivo, pudimos disfrutar de una agradable y distendida comida en la Bodega Mar de Fradesun lugar en el que lo inesperado se hace posible. Charlas, risas e historias… esos pequeños detalles que crean momentos inolvidables. Como dice Mat, “eso es lo que el vino y la comida consiguen, reunir y juntar a las personas”.

Para cerrar esta experiencia, los invitados visitaron una cetárea, donde se cultiva el mejor marisco de la zona. Allí tuvieron la posibilidad de primera mano de degustar ostras y otros productos locales como nunca antes lo habían hecho.

Un cierre perfecto, para una experiencia perfecta.